CEAR denuncia que miles de personas tienen que huir por “ser, sentir o amar” de más de 70 países

15/12/2017

 Con el lema “Refugiados LGTB: ser, sentir, amar… huir” la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR) ha celebrado hoy en Madrid un encuentro con el objetivo de dar a conocer la realidad de las personas perseguidas por motivos de orientación sexual e identidad de género, uno de los motivos menos conocido para solicitar asilo.

“Más de 70 países criminalizan por ley a las personas LGTB, entre ellos 8 con la pena de muerte, y en muchos otros sufren agresiones y amenazas que suponen un riesgo para sus vidas por lo que debe considerarse un motivo de concesión de asilo”, denuncian desde CEAR. Entre los países más peligrosos para las personas LGTB, la entidad destaca Afganistán, Arabia Saudí, Gambia, Egipto y Ghana, mientras que resulta “particularmente alarmante” que como media 9 personas LGTB son asesinadas cada semana en América.

En el encuentro de presentación de la iniciativa, financiada por la Oficina de Derechos Humanos del Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación, se presentaron diferentes vídeos y gráficas para acercar la realidad de este tipo de persecución “muchas veces ignorado por la sociedad y las instituciones”.

Aunque no haya cifras oficiales sobre los motivos de solicitud de asilo, desde CEAR apuntan un importante crecimiento de las personas LGTB que son acogidas en España. “Desde hace unos años hemos conseguido que se reconozca la persecución a las personas LGTB, pero aún hoy éstas siguen encontrando barreras a la hora de obtener asilo”, explicó Paloma Favieres, portavoz de la organización.

Si me devuelven, vuelvo muerto”

En el encuentro, la psicóloga de CEAR Mª Ángeles Plaza destacó “el terror” con el que llegan muchas personas LGTB al llegar a España tras haber sufrido tanto la discriminación social como el rechazo familiar. Un miedo resumido en la frase de un solicitante de asilo pendiente de respuesta que le explicaba que si era devuelto a su país sería como “volver muerto”.

Por su parte Rodrigo Araneda, presidente de ACATHI, abordó la situación de las personas LGTB que llegan a España, quienes muchas veces “se chocan con las expectativas que se habían hecho de una Europa ilusoria” y lamentó que en ocasiones también en los países de acogidas muchas personas tienen que seguir ocultando su orientación sexual o identidad de género.

Personas como John, que decidió huir de Colombia tras sentir el rechazo de su familia y su lugar de trabajo. “Me pegaron dos tiros por ser transexual. Sólo pude descansar cuando llegué al aeropuerto en España” relató, al tiempo que recordó que “por ser LGTB te rechazan en muchos sitios” por lo se agradecen “todas las puertas abiertas que nos encontramos”.

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Al enviar este formulario, usted acepta la política de privacidad de Mollom .