Miles de personas se manifiestan en conmemoración de la II República y reclaman la proclamación de una tercera

Álvaro Aguilera, secretario general del PCM: “Hemos contemplado la mayor movilización republicana de los últimos años".

Cortejo conjunto del Partido Comunista de España e Izquierda Unida durante la manifestación celebrada ayer en Madrid / IU

El clima concedió una tregua a la tradicional manifestación republicana del 14 de abril, que tuvo lugar en Madrid entre Cibeles y la puerta del Sol. En un ambiente festivo, aunque también reivindicativo, miles de personas marcharon en el 87 aniversario de la proclamación de la Segunda República para reivindicar un nuevo modelo de estado y la abolición de la monarquía.

Las organizaciones convocantes han valorado muy positivamente la afluencia de gente a la manifestación. Álvaro Aguilera, secretario general del Partido Comunista de Madrid califica la convocatoria como “la mayor movilización republicana de los últimos años”.

Reivindicación de la memoria histórica de la experiencia republicana truncada por la guerra civil. Pero también reivindicación de un nuevo modelo de estado como vía para solucionar los problemas estructurales que afectan a la sociedad. Para Aguilera, “la solución a los problemas estructurales de este país pasa necesariamente por un proceso constituyente que establezca un nuevo modelo de estado”. Para el secretario del PCM, una III República tiene que venir acompañada de uno valores sociales y democráticos. “Ayer se manifestó la voluntad popular por estos valores”, declara.

Contexto de descrédito de la monarquía

El aumento de personas que han acudido a la manifestación del 14 de abril viene acompañada por un palpable descrédito y desencanto de la población con la institución monárquica. Un descrédito que la Casa Real viene arrastrando desde hace años, cuando los escándalos familiares y del anterior jefe de estado Juan Carlos I no ayudaron a mantener una buena imagen de la misma percibida como uno de los factores de la crisis política e institucional que atravesaba el país.

Con la coronación de Felipe VI en sustitución de su padre, la monarquía aspiraba a renovar su imagen y adquirir de nuevo popularidad entre la población. Sin embargo, las posiciones demostradas por el nuevo jefe de estado, su abierto posicionamiento en cuestiones políticas como en el caso de Cataluña o su imagen de nexo con regímenes autoritarios como la monarquía saudí han acrecentado el desencanto entre la población hacia un modelo de estado que se percibe de forma creciente como caduco y un lastre para solventar los problemas estructurales del país.

A las fuerzas políticas y sociales tradicionalmente vinculadas a la defensa de un modelo de estado republicano se comienzan a sumar espacios y sectores sociales que tradicionalmente, al menos, asumían la monarquía como modelo de estado.

Conflicto entre las Juventudes Socialistas y la dirección del PSOE

Muestra palpable de la extensión de la apuesta republicana ha sido el conflicto abierto entre la dirección del PSOE y su rama juvenil. El pasado viernes, la dirección de las Juventudes Socialistas aprobó el lanzamiento de una campaña bajo el lema “Avanzar es República” para reivindicar la aspiración a la proclamación de una III República. Sin embargo, la dirección del PSOE ha realizado una llamada de atención. Se trata de un choque que se arrastra desde la celebración del XXXIX Congreso del Partido en junio del pasado año. En aquel momento, las Juventudes Socialista ya elevaron una propuesta para establecer la proclamación de la República como uno de los objetivos de la organización, que fue rechazada y sustituida por la vinculación del PSOE con “valores republicanos”.

Nuevos actores en la manifestación

La manifestación contó por primera vez con la presencia del Comité en Defensa de la República. Durante las últimas semanas se ha contemplado una ofensiva por parte del gobierno y la fiscalía contra los CDR a los que han llegado a tratar de procesar por delitos de terrorismo, causa finalmente rechazada por los tribunales. Sin embargo continúa el proceso contra algunas de las figuras más representativas de los Comités por desórdenes públicos. La convocatoria se solidarizó con los represaliados políticos dando la palabra durante el acto final de la convocatoria a los representantes de los CDR presentes en la manifestación, que reivindicaron que compartían su lucha con todos los pueblos y las clases trabajadoras.

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Al enviar este formulario, usted acepta la política de privacidad de Mollom .