Hacer Alcalá, primer paso para construir el verdadero cambio que necesita la ciudad

03/12/2018

La sede de la Red de Solidaridad Popular (RSP) ha acogido el encuentro ciudadano en el que miembros de colectivos sociales y representantes de Podemos y de Izquierda Unida han iniciado el camino para la creación de futuras propuestas para mejorar la vida de las vecinas y vecinos en Alcalá de Henares.

Esta primera cita tendrá continuidad a lo largo de los próximos meses en nuevas conversaciones con todos los movimientos sociales, entidades, colectivos y también con personas que a título individual están llamados a participar en la configuración del documento de referencia política y social para la próxima legislatura.

La mañana del sábado sirvió para presentar las primeras conclusiones de los distintos equipos de trabajo constituidos por áreas temáticas. En esta fase embrionaria se han puesto en marcha cuatro grupos: Ciudad Sostenible, Municipio y Hacienda Local, Justicia Social y Desarrollo Local, que engloban a su vez amplías áreas temáticas que profundizarán en todos los asuntos que preocupan a la ciudadanía.

Aunque el proceso se encuentra en su fase inicial, los equipos organizadores se han mostrado resueltos a aportar ideas y propuestas para la mejora de la calidad de vida de las alcalaínas y los alcalaínos. Cuestiones relacionadas con la protección y cuidado del medio ambiente, la mejora de la limpieza urbana, la movilidad o la reducción de la contaminación; comparten interés con otros importantes asuntos como la necesidad de ofrecer garantías de acceso a la vivienda pública, la protección animal o la recuperación de los espacios públicos para ponerlos al servicio de la ciudadanía.

También se trabaja en medidas que incidan y garanticen la plena transparencia de la gestión pública. Para que las vecinas y los vecinos puedan conocer la situación real de las arcas municipales, el grado de ejecución de los presupuestos públicos o los planes de inversión para Alcalá, entre otras muchas cuestiones.

Dotar a la participación ciudadana de un carácter verdaderamente vinculante en sus aportaciones es otro de los objetivos perseguidos en la hoja de ruta que comienza a escribirse a partir de ahora. Promover la democracia directa real y el protagonismo de los movimientos sociales y democratizar cuestiones tan relevantes como la configuración del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) son asuntos de especial interés para el desarrollo de propuestas concretas que se irán plasmando en los próximos meses.

Para ello, además de los encuentros directos con la ciudadanía y con la intención de alcanzar el mayor grado de participación, se estudia la posibilidad de habilitar canales para la recepción de ideas y propuestas -mediante la creación de una página web y de un correo electrónico abierto- para recibir todas las aportaciones que deseen sumar todas las personas quieran ser partícipes de la construcción del verdadero cambio que necesita la ciudad.