Presentan en Madrid el libro “Siria es el centro del mundo”

03/01/2017

Los estados que apoyan la lucha antiterrorista están con Siria.

“El imperialismo es nuestro enemigo principal y frente a él tenemos que estar unidos. La victoria necesaria en Siria, será no sólo del pueblo sirio, sino de toda la humanidad”, con estas palabras el embajador de la República Bolivariana de Venezuela en España, Mario Isea Bohórquez, inició el acto de presentación de libro “Siria es el centro del mundo” del autor José Antonio Egido, en el Centro de la Diversidad Cultural de Venezuela en España (CDCVE), el pasado lunes 12 de diciembre.

El evento fue  realizado en Madrid como parte de una gira iniciada en octubre por el autor de la obra, José Antonio Egido, escritor,  profesor de Sociología, Política y Antropología, quien ha presentado en Venezuela, Argentina y Europa este libro de análisis sobre lo que ocurre en Siria y en la región de Medio Oriente.

La actividad contó con un panel integrado por Eddy Sánchez, profesor de Ciencias Políticas de la Universidad Complutense de Madrid; Milah Atieh, embajador de la República Árabe de Siria, además del jefe de la Misión Diplomática venezolana y del propio autor, quienes disertaron sobre la situación actual de Siria y el contenido de esta obra del sello editorial Templando El Acero. Al acto asistió Carlos Antonio Midence, embajador de Nicaragua, así como activistas de distintos movimientos de la solidaridad internacional.

“Es muy meritorio el esfuerzo que se ha hecho para reunir este compendio histórico, cronológico y de sentimientos de denuncias concretas y de exhortación de una victoria necesaria, no sólo para el pueblo sirio, sino también para la humanidad. La barrera de contención frente al imperialismo está en esta zona, así como lo hemos sido nosotros (Venezuela), Cuba y los países que conforman el ALBA en América Latina. Vemos cómo sigue esa antorcha encendida”, resaltó el diplomático venezolano Isea Bohórquez.

El embajador Isea Bohórquez definió la  historia “del heroico pueblo sirio como un referente que estimula la solidaridad y a seguir  luchando”. También señaló que el libro retrata muy bien las razones de por qué el país árabe es el centro del mundo. “Coincidimos en que es una batalla común de los venezolanos y latinoamericanos que sabemos qué enemigo tenemos al frente”, sentenció el diplomático.

Siria, la lucha anticolonial perenne

Eddy Sánchez, profesor de Ciencias Políticas de la Universidad Complutense de Madrid, ofreció un recorrido histórico de la nación árabe enfatizando que Siria ha sido y es un pueblo agredido, víctima del imperialismo y de una agresión externa.

“Gran parte de los terroristas que están actuando no son sirios, sólo lo es una minoría. Tampoco es una actividad fruto de un espontaneísmo de una sociedad civil reprimida, forma parte de un plan premeditado que utiliza al terrorismo como estructura con fines políticos y están muy bien financiados y la escalada es deliberada”, resaltó.

Acerca del título del libro dijo que fue “bien elegido. Siria no es un país muy grande y no está muy poblado pero es el centro del mundo”. Relató cómo Siria fue un pueblo colonizado por el Imperio Otomano, una estructura reaccionaria, de carácter precapitalista-semifeudal “pero una vez derrotado ese imperio continuó bajo el estatus colonial esta vez bajo las fuerzas europeas ocupantes en aquel momento. En la lucha anticolonial encontramos sus características políticas-sociales contemporáneas”, subrayó Sánchez.

“Ahora estamos en presencia de una recomposición del occidente capitalista con un objetivo: aislar a Brasil y a Venezuela del resto de continente. No debe verse el conflicto de Siria aislado, hay que verlo en torno a la recomposición de un occidente capitalista que claramente expresa una decadencia.

Chávez, multipolaridad y antiimperialismo

Por su parte el autor del libro, José Antonio Egido comenzó su intervención preguntándose ¿por qué tanta crueldad y destrucción hacia un país pequeño y una población pequeña?

“Porque es un país de gigantes que ha sido el eje central del arabismo y el anti-imperialismo árabe.  Siria se estaba preparando, tanto a nivel político, militar e ideológico y cultural, para resistir una guerra atroz. Lo que está sufriendo no tiene nada de improvisación.”

Recordó que Siria no intervino en la guerra Irak-Irán que auspició el imperio porque estaba consciente de que sólo favorecía los planes imperialistas y sionistas de dividir a la nación árabe.

Mencionó que también hay razones económicas, pues Siria era un modelo exitoso en su economía. “Hemos encontrado fuentes en Rusia y Estados Unidos que reconocen el éxito económico de Siria en crear una industria pujante y de buscar el equilibrio entre lo privado y lo público. Se instauró una reforma agraria brillante. En pleno conflicto mantenían la producción agrícola, por ejemplo, el aceite que exportan a Rusia con los que se paga la ayuda militar. Eso habla de la preparación del imperialismo y el sionismo para arrancar de cuajo y hundir en la pobreza a Siria para que no sirviera de ejemplo a otras naciones. Se quiere aplastar a Siria porque es el centro del panarabismo, es una idea democrática de crear una nación árabe unida. Es cierto que hay una identidad cultural y una voluntad de los pueblos de vivir unidos.”

Denunció que lo que ha hecho el imperialismo y el sionismo es “dividir la nación árabe en el máximo número posible de países, de modo de que sean inviables. La gran cantidad de monarquías árabes no son antiguas sino que son una creación del imperio británico para arrancar el petróleo y gas a los pueblos.”

“Están destruyendo Siria a pesar de que hay un gran sacrifico del pueblo y del gobierno ejecutivo para resistir y hacer frente a la agresión. No tenemos duda de que a pesar del heroísmo, Siria es un país que está siendo arrasado. Sin la ayuda generosa de otros países aliados, que han visto que lo que se está jugando, es un problema que afecta a la humanidad.”

Recordó el legado del Comandante Hugo Chávez de promover la multipolaridad. “La idea del Comandante Chávez de que no solo 5 ó 20 países puedan imponer su voluntad al resto de  los países del mundo sino que hay 200 países que tienen los mismos derechos para establecer  los destinos comunes de la humanidad.

Finalmente intervino el embajador de Siria en España, Milad Atieh quien precisó que las relaciones entre Siria y los países latinoamericanos tiene décadas y destacó las luchas comunes contra el imperialismo.

“Luchamos contra el imperialismo, la ocupación hegemónica, y conseguimos la independencia con heroísmo. Las relaciones entre Siria y Venezuela son de alto nivel en todos los ámbitos y hay mucha cooperación. Hugo Chávez lideró a su pueblo en la lucha en contra de la hegemonía y el imperialismo de Estados Unidos.”

Recordó la visita de Bashar Al-Asad a América Latina en 2010, cuya primera parada fue en Venezuela “porque quería agradecer el apoyo y la cooperación, siempre hemos alabado a Hugo Chávez y apreciamos a Nicolás Maduro que ha continuado su política. Queremos agradecer y valorar la posición de Venezuela en el Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas que siempre ha apoyado.”

“Todos estamos de acuerdo que las  potencias occidentales quieren controlar los países para quedarse con sus recursos naturales. Después del fracaso de la invasión y ocupación a Irak en 2003 los Estados Unidos y sus aliados buscaron nuevas formas para ocupar y controlar los países utilizando fuerzas locales: la sociedad civil, promoviendo levantamientos en contra de sus gobiernos con la justificación de que lo que se hacía era en búsqueda de la democracia y diciendo que eran movimientos populares que se dirigían por sí mismos.”

Para finalizar subrayó que gracias a la determinación del pueblo sirio hoy se ha conseguido la victoria en Alepo. “Hace poco el presidente Bashar Al-Asad habló que recuperar todo el territorio es un deber para ejercer la soberanía constitucional de defender y proteger  a su gente. Hemos tenido que escuchar las lamentaciones de los Estados Unidos, Arabia Saudita, Francia, Turquía, Reino Unido, Qatar y otros por la situación de los civiles en estos cuatro años. Pero esos civiles han sido rehenes de los grupos terroristas y han sido convertidos en escudos humanos y nadie se ha preocupado por la ayuda humanitaria, la alimentación y las medicinas de ellos, culpando de la situación al gobierno sirio.”

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Al enviar este formulario, usted acepta la política de privacidad de Mollom .