Un acusado denuncia en la Audiencia Nacional la impunidad de la tortura y los ataques contra la libertad de expresión

El pasado lunes 19 de diciembre ha sido juzgado en la Audiencia Nacional española el ex preso Andeka Jurado acusado de homenajear en las redes sociales a Iosu Uribetxeberria, preso político enfermo asesinado por la política penitenciaria.

 

El fiscal ha solicitado una pena de un año y 8 meses de cárcel, que además ha pedido que se cumpla de manera efectiva a pesar de ser de inferior a los dos años.

De igual modo, ha subido la petición de inhabilitación de 12 a 16 años. El fiscal ha definido a Iosu Uribetxeberria como “un asesino sanguinario” y, por ello, ha defendido que escribir “Agur eta ohore” (Adiós y honor) junto a su foto es enaltecimiento del terrorismo.

Andeka ha reconocido haber despedido a Iosu Uribetxeberria, ya que le ha considerado su compañero. “Aunque no nos conocíamos Iosu era mi compañero, porque los dos éramos miembros del Colectivo de Presos Políticos Vascos, y aunque murió en casa murió estando todavía preso”.

Andeka ha afirmado que los contenidos que comparte en las redes sociales se enmarcan dentro de la libertad de expresión y ha considerado que intentar castigarlos es un ataque contra ese derecho. Ha añadido que “sólo hay libertad de expresión para quienes homenajean al franquismo y para los fascistas que amenazan a través de las redes sociales”.

Andeka también se ha referido en el juicio a la situación internacional: “Si en vez de compartir contenidos en relación a un preso muerto hubiera compartido un vídeo en el que aparecen en Siria esos a los que llamáis ‘rebeldes moderados’ rebanándole el cuello a un niño de 8 años, ahora yo no estaría aquí”.

Andeka también ha aprovechado el turno de última palabra, en este caso para dejar al descubierto la impunidad de la tortura. “Hace ahora 15 años, teniendo yo sólo 20 años, pasé por delante de este tribunal después de estar sufriendo torturas durante 4 días en Arkaute…” En ese momento la jueza ha intentado cortar su intervención pero Andeka ha continuado: “Ahora termino. A pesar de que denuncié torturas ante este tribunal el juez no me hizo ni una sola pregunta ni inició ninguna investigación, y ahora me queréis condenar a mí por compartir un tuit, dos retuits y un vídeo”.

Los jueces darán a conocer la sentencia en las próximas semanas.

En Euskal Herria, a 19 de diciembre de 2016.

Movimiento Pro Amnistía y Contra la Represión.

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Al enviar este formulario, usted acepta la política de privacidad de Mollom .