EEUU, preocupado por extensión de campaña de BDS a Israel

La embajadora de EE.UU. ante la ONU, Nikki Haley, expresó su profunda preocupación por la extensión del movimiento propalestino de boicot a Israel en el mundo.

“Hay algunas señales preocupantes (…) En muchos campus universitarios, el movimiento BDS (Boicot, Desinversión y Sanciones) se ha convertido en una causa de moda para estudiantes y profesores que deberían conocer mejor”, dijo el lunes la embajadora estadounidense en Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Nikki Haley que hablaba durante una reunión de evangélicos “cristianos unidos por Israel” en Washington destacó que todos deben trabajar contra esta “campaña de presión global” contra Israel.

En otra parte de sus declaraciones Haley señaló que las protestas de los palestinos en la Franja de Gaza son de carácter “violentas” y que el ejército israelí tiene derecho a defenderse.

La representante de EE.UU. ante las Naciones Unidas declaró que aceptar el acuerdo de siglo y la existencia de Israel como un Estado son las únicas condiciones de establecer la paz para los palestinos.

Las autoridades palestinas ha dejado claro múltiples veces que rechazarán cualquier plan de paz con el régimen israelí que no devenga en la creación de un Estado palestino con Al-Quds (Jerusalén) como capital.

En este contexto el secretario general de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Saeb Erekat, rechazó el llamado plan de paz de EE.UU. mientras calificaron estas medidas como “una pérdida de tiempo”.

La alta diplomática estadounidense también elogió el traslado de la embajada de EE.UU. de Tel Aviv a -Jerusalén y dijo: “Jerusalén siempre ha sido y será la capital de Israel”.

snz/rha/mkh