Vecinos del Raval convocan cacelorada en Barcelona bajo el lema "que no trafiquen con tu vida ni traficantes ni especuladores"

14/11/2018

Los narcotraficantes no eligen nuestro barrio por casualidad, lo eligen porque han encontrado todas las facilidades que necesitan para instalarse: cientos de pisos y locales vacíos y abandonados, puestos en bandeja por los bancos y fondos financieros especuladores. Entre ellos, Bankia o BBVA.

Sábado, 17 de noviembre, a las 18 horas en Rambla del Raval.

Los vecinos y vecinas del Raval hacemos todo lo que podemos para que los narcotraficantes y los especuladores no nos echen de nuestro barrio. ¡Pero a las administraciones hay que empujarlas!

Noviembre de 2018.

Los vecinos y vecinas del Raval hemos hecho caceroladas y manifestaciones, vigilamos locales y pisos, interpelamos a Mossos de Esquadra y Guardia Urbana de diversas maneras para que intervengan e, incluso, intentamos localizar propietarios para conseguir que denuncien. Pero necesitamos que las administraciones se tomen más en serio su responsabilidad. Por eso seguimos pidiendo a las tres administraciones y a todos los partidos un paquete de medidas que vayan más allá de la necesaria actuación policial.

Los narcotraficantes no eligen nuestro barrio por casualidad, lo eligen porque han encontrado todas las facilidades que necesitan para instalarse: cientos de pisos y locales vacíos y abandonados, puestos en bandeja por los bancos y fondos financieros especuladores. Entre ellos, Bankia o BBVA.

Unos fondos financieros que compran barato, cuanto más degradado este el barrio, para vender mucho más caro cuando se den las oportunidades de mercado o que simplemente usan sus propiedades como aval para otras operaciones financieras y ni siquiera les interesa saber en qué estado se encuentran sus edificios.

Muchos vecinos y vecinas del bario han tenido que sufrir por propia experiencia cómo una entidad bancaria los expulsaba de su casa por no poder pagar los desorbitados precios de hipotecas o alquileres, mientras unos narcotraficantes ocupaban pisos del mismo banco en un edificio cercano sin que esa entidad se preocupara ni de poner denuncia ni de responder a los vecinos que intentaban comunicarse con ella para que hicieran algo.

De todo esto salen perjudicados los vecinos que hacen su vida en el barrio, sus hijos que no encuentran vivienda asequible y los pequeños propietarios que se ven obligados a malvender su piso o local a esos fondos inmobiliarios.

Por todo ello, pedimos que las medidas policiales que van llegando, aunque sea tarde, vayan acompañadas de un esfuerzo del mismo nivel para conseguir llenar esos pisos vacíos con vecinos de verdad y para atender a las personas con problemas de consumo de droga para que puedan salir de su situación.

¿Qué pedimos a tres administraciones implicadas?

  1. Que los partidos busquen acuerdos sobre cambios legales que permitan actuar de manera integral, a largo plazo y sin hacer un uso electoralista de esta situación.

  2. Más recursos para atender a las personas con problemas por el consumo de drogas.

  3. Reuniones periódicas con las entidades que trabajan para asistir a los consumidores, servicios de salud, responsables de educación y AMPAs de Barcelona, plataformas vecinales, Ayuntamiento y Generalidad para encontrar soluciones a corto plazo.

¿Qué pedimos al Gobierno central?

  1. Acelerar procedimientos judiciales, pero que no se considere igual una ocupación de un piso para poder vivir que para utilizarlo para traficar.

  2. Cambiar los límites de inversión de ayuntamientos y comunidades autónomas para que puedan contratar más personal de servicios sociales o policía

  3. Mejorar la vigilancia en puertos y aduanas en relación con el "tramo mayorista" del narcotráfico. 4- Invertir más en vivienda pública, coordinadamente con administración autonómica y municipal.

  4. Modificar la fiscalidad de las empresas inmobiliarias SOCIMI para que el negocio inmobiliario no tenga favores fiscales en comparación con otros sectores.

  5. Que los inmuebles cedidos por los bancos privados al banco público SAREB se puedan ofrecer como vivienda pública o social, ya que los bancos privados se han salvado con dinero público.

  6. Cambiar legislación sobre: alquileres (duración de contratos y control de precios), hipotecas (cláusulas abusivas y dación en pago).

¿Qué pedimos a la Generalitat de Catalunya?

  1. Agilizar los trámites para poner denuncias. Que los denunciantes no tengan que esperar horas en las comisarías. Atender denuncias por narcotráfico telefónicamente o por internet.

  2. Que los Mossos preserven la identidad de los denunciantes, evitando que el narcotraficante pueda agredirles.

  3. Que el testimonio de los vecinos sirva para actuar con más rapidez y evitar que se instalen los narcotraficantes.

  4. Que se precinten los pisos dedicados al narcotráfico y no se dejen accesibles sin vigilancia.

  5. Legislar para poder sancionar la dejadez de los propietarios de los inmuebles, tanto por tenerlos vacíos durante mucho tiempo como por no actuar en caso de narcotraficantes y que estos propietarios los cedan al Ayuntamiento para poder ofrecerlos como vivienda social.

  6. Crear más fiscalías especializada para acelerar denuncias contra el tráfico de drogas.

  7. Perseguir el transporte de drogas entre los "almacenes" hasta los puntos de venta en Ciutat Vella.

  8. Comunicar a las embajadas de los países de origen de los consumidores extranjeros o comunitarios, para que intenten informar a posibles familiares.

  9. Dotar de más recursos a los servicios de atención a adictos para que se pueda tratar profesionalmente como una enfermedad, igual que con el alcoholismo, y se puedan atender en sus entornos de consumo.

  10. Fomentar la inclusión laboral y social de las personas consumidoras e implantar protocolos de prevención de adicciones en los espacios de trabajo.

  11. Invertir más en vivienda pública en Barcelona, coordinadamente con administración municipal.

¿Qué pedimos al Ayuntamiento de Barcelona?

  1. Que GU preserve la identidad de los denunciantes, evitando que el narcotraficante pueda agredirles.

  2. Crear un listado de pisos vacíos, como con los pisos turísticos, para que conste qué propietarios no se ocupan debidamente de sus inmuebles.

  3. Sancionar a los propietarios que no hayan denunciado el tráfico de drogas en sus viviendas después de que los vecinos lo hayan notificado a la policía.

  4. Exigir a los propietarios de los pisos y locales afectados, que se hagan cargo de los desperfectos en zonas comunes y, si no lo hacen, que lo repare el Ayuntamiento y lo reclame después al propietario.

  5. Obligar a los propietarios que mantienen sus pisos o locales sin uso a que traspasen su gestión al Ayuntamiento para que pueda ofrecerlos en alquiler social.

  6. Difundir un protocolo de actuación para los vecinos en caso de que se vean afectados.

  7. Crear un grupo de apoyo de servicio a las personas y que pueda ser contactado por los vecinos y vecinas.

  8. Adaptar las condiciones de uso de los albergues sociales para que las personas consumidoras de drogas que lo necesiten no tengan que depender de sus proveedores en este aspecto.

Manifiesto de Acció Raval y Accció Reina Amalia

Adhesiones:

Acció Riera Baixa, Acció Láncaster, Acció Espalter 6, Ágora Juan Andrés Benítez, Ateneu del Raval, CAP Raval Nord, Eix Raval Nord, Eix Comercial, Espai del Migrant, Fem Raval, Guerrilla Raval, Gimnàs Sant Pau, No a Hotel Drassanes, Raval No Resignat, Putes Indignades.