André Abeledo Fernández

La moral del esclavo en el pensamiento obrero

Las trabajadoras y trabajadores hemos asumido la moral del esclavo. Los años de lavado cerebral han dado resultado y la alineación de la clase obrera es hoy una frustrante realidad.

Vivimos en un estado mental que ya no tiene como base el analfabetismo, la religión y el miedo, de estos tres ingredientes se mantiene fuertemente enraizado el miedo como parte fundamental de la estrategia de la oligarquía.

Los años de manipulación han logrado que le pensamiento pequeñoburgués, neoliberal y pro patronal haya sido interiorizado por la clase trabajadora.

Francisco Frutos de líder comunista a herramienta del sistema

El gran problema de las declaraciones de Francisco Frutos, declaraciones que personalmente no comparto en absoluto, no es lo que dice, como ciudadano tiene derecho a opinar como le venga en gana.

El problema está en donde lo dice y rodeado de que quien está cuando lo dice, lo imperdonable es la tribuna que utiliza y que entre quienes aplauden el discurso estén miembros de FALANGE, VOX, CIUDADANOS, PP.

El problema es que se utilice su estatus de ex Secretario General del PC para dar valor a unas declaraciones y opiniones que solo puede hacer a nivel personal.

Se puede ser comunista en un Estado plurinacional

Se puede ser independentista y comunista, lo que no se puede es ser comunista y estar contra el derecho de autodeterminación de los pueblos.

Otra cosa es anteponer el hecho nacional por encima de la lucha de clases o entender que la lucha por la liberación nacional está al margen de la lucha de clases, en este caso existe una contradicción.

Pero el hecho de sentirse parte de un pueblo, de una nación, y de defender el derecho a decidir no es incompatible con la militancia comunista consecuente.

Se puede ser comunista en un Estado plurinacional

Los comunistas somos internacionalistas, entre otras cosas, porque reconocemos la existencia de naciones.
Se puede ser independentista y comunista, lo que no se puede es ser comunista y estar contra el derecho de autodeterminación de los pueblos.

Otra cosa es anteponer el hecho nacional por encima de la lucha de clases o entender que la lucha por la liberación nacional está al margen de la lucha de clases, en este caso existe una contradicción.

Se puede ser comunista en un Estado plurinacional

Se puede ser independentista y comunista, lo que no se puede es ser comunista y estar contra el derecho de autodeterminación de los pueblos. 

Otra cosa es anteponer el hecho nacional por encima de la lucha de clases o entender que la lucha por la liberación nacional está al margen de la lucha de clases, en este caso existe una contradicción. 

Pero el hecho de sentirse parte de un pueblo, de una nación, y de defender el derecho a decidir no es incompatible con la militancia comunista consecuente.

Catalunya, 3O. Un paro país, una huelga política

Lo que está ocurriendo en Cataluña no es una Huelga General porque no defiende unas reivindicaciones laborales.

Es algo más importante, es una Huelga Política, "Un paro de País".

Es un "paro general" en protesta a la represión vivida el 1.O.

Los medios de desinformación tratan de confundir a la opinión pública y desacreditar una protesta tan legítima como histórica y muchos trabajadores y trabajadoras caen de cabeza en el engaño.

Enhorabuena al PP, la derrota es completa, y la Marca España quedo retratada a nivel internacional

La prensa internacional no ve a España como una democracia, las puertas de los periódicos de todo el mundo abren con titulares de indignación, sorpresa y repulsa.

Solo en el Estado español puede haber quien justifique la barbarie y la actuación desproporcionada de un Estado represor.

Solo en el Estado español trabajadoras y trabajadores pueden justificar la actuación brutal, vergonzosa y torpe del PP.

Ahora la brutalidad de las fuerzas represoras se ensaño con Catalunya.

Catalunya, Perejil, la locura nacional y el PP y su añoranza colonial

El PP está simplificando el escenario, actúa con la prepotencia, la ceguera y la torpeza propias del facherio rancio de la España profunda. 

Ahora ya no se trata solo de autodeterminación, ni de independencia, se trata también de lucha antifascista y por las libertades.

El fascismo no tiene más argumento que la violencia. Se llenan la boca con palabras como democracia, pero se atragantan con la palabra libertad.

Desde las filas de la derecha el PP repiten una y otra vez, que "se rompe España". Como no se va a romper si andáis a golpes con ella todos los días.

Basta ya de prostituir el lenguaje en relación al abuso sexual

No debería ser aceptable que se pueda banalizar, ni buscar ningún tipo de atenuante cuando hablamos del abuso sexual y de la prostitución, que no deja de ser un abuso aceptado socialmente.  

Una mujer se puede vestir como le dé la gana, podría ir desnuda y eso no me daría derecho a tocarla.

No hay disculpa para el abuso. El instinto es un cuento, respeto es lo que hace falta. 

Que nadie se esconda detrás del instinto irrefrenable de una supuesta bestialidad cavernícola, no hay disculpa, ni perdón.

Cataluña tiene que tener voz. No caigamos en la trampa del odio y del rencor al que piensa diferente

La represión y las amenazas no dan soluciones, enquistan los problemas y radicalizan las posiciones. Los conflictos políticos no se debaten en juzgados, no se resuelven aplicando leyes y mucho menos con presos políticos en las cárceles.

No hace falta ser bombero para saber que un incendio no se apaga con gasolina. Otra cosa es ser un pirómano, como el PP en Cataluña.

Eurodiputados y políticos de todas partes, condenan la actuación del gobierno español.

Páginas

Suscribirse a André Abeledo Fernández