Carlos Aznárez

Venezuela: El Imperio se ha quedado con las ganas

El día en que en un futuro no muy cercano algún historiador se apreste a intentar describir lo que ha sido la última quincena de octubre  en Venezuela, no dejará de asombrarse por la profusión de datos tendientes a demostrar la fragilidad en que parecía encontrarse el gobierno revolucionario. Todos los grupos de poder locales e internacionales apuntaban a la cabeza de un proceso que se ha ido convirtiendo en referencia ineludible a la hora de hablar de resistencia y lucha frontal contra el Imperio.

Este 1 de septiembre la consigna es defender más que nunca a la Revolución Bolivariana

Hay momentos en que los titubeos y vacilaciones se convierten en complicidades. Hay circunstancias en que no valen los reparos ni hacer hincapié sobre las contradicciones de tal o cual proceso. Nos puede gustar más o menos como se desarrollan los acontecimientos pero de que lo que no se puede dudar es que hay razones de peso para defender lo que todo un pueblo ha conquistado para salir del inmenso hueco en que siempre lo sumergió el capitalismo.

La necesidad de recordar a Hugo Chávez en tiempos hostiles

Si nos ponemos a pensar cuánto ha cambiado para mal el continente desde que Hugo Chávez Frías partiera hacia la eternidad, nos sorprenderíamos que todo ello haya ocurrido en tan poco tiempo. El neoliberalismo que el Comandante Supremo enfrentara con las armas en la mano al intentar derrocar por la vía de dos levantamientos cívico-militares en 1992, ha vuelto a tomar fuerza en Nuestramérica y amenaza con desmantelar todos los esfuerzos integradores llevados a cabo ayer nomás por el líder de la Revolución Bolivariana.

La necesidad de recordar a Hugo Chávez en tiempos hostiles

Si nos ponemos a pensar cuánto ha cambiado para mal el continente desde que Hugo Chávez Frías partiera hacia la eternidad, nos sorprenderíamos que todo ello haya ocurrido en tan poco tiempo. El neoliberalismo que el Comandante Supremo enfrentara con las armas en la mano al intentar derrocar por la vía de dos levantamientos cívico-militares en 1992, ha vuelto a tomar fuerza en Nuestramérica y amenaza con desmantelar todos los esfuerzos integradores llevados a cabo ayer nomás por el líder de la Revolución Bolivariana.

Páginas

Suscribirse a Carlos Aznárez