Comunicación a la Española

17/07/2017

  La mayoría de los medios de comunicación españoles dibujan una realidad que la gran mayoría de la ciudadanía asume como “la verdad”.
  Se asemeja mucho a esas revistas y programas “del corazón”, donde se entretiene y pinta la supuesta vida de personas que en la realidad no importan a la mayoría de la gente.
  A fecha de hoy, Julio de 2017, seguimos viviendo en un país donde nada parece que vaya a cambiar en breve.
  Recuerdo hace pocos años que se respiraba una gran revolución en España, pero todo indica que sólo era una delicada fragancia que se evaporó como el éter.
  Tenemos un Partido Popular al que votan un gran número de mayores, cosa extraña pues parece que les importa poco la continuidad del sistema que les garantiza su sustento. Está claro que la gran mayoría de los menos de 400 mil ricos que viven en este país también los votan. Los seguidores de distintas religiones también suelen ser votantes de esta opción como una gran parte del ejército español.
  No muy lejos el Partido Socialista Obrero Español concentra otro gran número de mayores, supuestos progresistas, y rebotados de otras formaciones políticas. Una parte de artistas de este país también los apoyan.
  Ciudadanos es la cara bonita del PP, donde gente joven con pequeños negocios, gente del PP que se fue por la corrupción y algunos elementos fascistoides los votan.
   Podemos es el desagüe donde se unen todos los que estaban hartos de la situación política de los últimos años. Sobre todo está la gente joven que usa las nuevas tecnologías.
   Es la mayor concentración de personas que estaban en otros partidos, sobre todo de Izquierda Unida.
    Analizado lo anterior sólo queda “confiar” en los actuales medios de comunicación para que nos convenzan de a quien votar. La mayoría de ellos “liquidaron” la imagen de Izquierda Unida, ridiculizándola hasta hacerla algo “marginal”.
    Pablo Iglesias se convierte en la única opción de “izquierdas”. Los medios así lo concretan. Todo aquel que no esté en esos cuatro partidos no existe mediáticamente.
    Defender la salida de la Otan, o un referéndum sobre la monarquía son ya cosas que “no importan” a la mayoría. El hecho de que las bases militares españolas sean objetivos militares en caso de conflictos armados parece que no es importante.
    La nacionalización de empresas esenciales para el estado es cosa de comunistas trasnochados.
    Los medios nos presentan contenidos absurdos y descafeinados en las principales canales de tv donde cosas banales y sin sentido nos bombardean constantemente. Es, a mi parecer, algo similar a una película llamada Idiocracia.
    El último movimiento político es una posible moción de censura de Podemos con el Psoe. Me da la impresión que aún presentándola no sería apoyada.
    Me pregunto que es lo que tiene que pasar en este país para que la mayoría de la gente vote a una opción real de progreso, al menos que votaran a Podemos, con los que dicho de paso no simpatizo.
Entiendo que es lo más a la “izquierda” de los más votados, pero votar a quien hizo tanto daño a Izquierda Unida hasta “comérsela”, votar a quienes se aliaron con el Psoe en varios lugares...
    Hay que tener un gran estómago para asimilar  este panorama, sin duda alguna los actuales medios de comunicación nos desinforman estupendamente para lograr su objetivo de confundir más a la gente.
    Querido lector/a, menos mal que existe internet.

La opinión del autor no coincide necesariamente con la de TerceraInformación

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Al enviar este formulario, usted acepta la política de privacidad de Mollom .