La Tienda Republicana

Extracto del último mitin de Dolores Ibarruri, "La Pasionaria", en el día de su 80 cumpleaños, en el exilio

Tras finalizar la Guerra Civil Española, "La Pasionaria" se exilió en la URSS. En su etapa de exilio, tras el fallecimiento del secretario general del PCE José Díaz Ramos, fue escogida en su sustitución secretaria general del PCE en 1942. Ejerció como máxima autoridad entre los miembros del PCE exiliados en la URSS. Tras la muerte de Franco y el final de la dictadura, durante la Transición, volvió a España el 13 de mayo de 1977. Fue elegida de nuevo diputada por Asturias en las primeras elecciones democráticas, aunque su papel como política fue ya más simbólico que real.

Roma, 9 diciembre 1975.

"Me faltaba España". Estas han sido las primeras palabras de Dolores Ibarruri "La Pasionaria", nada más pisar tierra española. Después de 38 años de ausencia, de largo exilio, "La Pasionaria" está de nuevo en España. Y dará su primer mitin en Bilbao. En el avión que la trajo de Moscu y en el momento en que comenzaba a sobrevolar nuestro país, la Presidenta del PCE diría a uno de los camaradas que la acompañaban: " Siento una acumulación de emociones, una evocación de recuerdos imposibles de expresar con palabras. Una inmensa alegría y al mismo tiempo un cierto temor ante la responsabilidad de hacer todo lo que debemos por España. Pero estoy dispuesta a hacer cualquier trabajo". Y tras una breve pausa añadiria: " Mi emoción es doble porque entramos por el Golfo de Vizcaya, que es mi país, que evoca mis recuerdos que creía muertos, pero que están muy vivos".
 
MITIN EN ROMA.
 
"Por caminos de sangre y de terribles sacrificios ha avanzado nuestro pueblo en su combate por la libertad, y los nombres de nuestros héroes, de nuestros mártires, forman legión.
 
Y si el odio a la democracia de la reacción fascista internacional que ayudó a Franco, pudo impedir en los años treinta la Victoria de la Republica, la sangrienta tiranía franquista no ha podido ahogar la voluntad de lucha de un pueblo que no quiso, ni quiere vivir de rodillas.
 
El dictador de triste recordación que cubrió de sangre y de cárceles las tierras españolas, que durante cerca de cuarenta años mantuvo secuestrado los derechos y libertades nacionales y democráticas ya no existe. Pero aunque Franco duerme para siempre en el Valle de los Caidos, queda el franquismo, que es necesario barrer de la vida política de nuestro país como una medida de salud nacional, para que España recobre el equilibrio roto por la sublevación fascista de 1936.
 
Con la muerte de Franco se cierra una trágica etapa en la historia de España y se inicia una nueva. Y es fácil comprender, que nuestro pueblo no pueda conformarse con una monarquía que nace bajo el estigma franquista. Juan Carlos I, llega a la cúspide aupado por el franquismo pero sin cimientos populares. Ello significa que el régimen franquista se esfuerza en percibir en España encabezado por un rey, que no puede hacerse muchas ilusiones en orden a la continuidad.
 
Y para terminar quiero deciros: Gracias, muchas gracias, queridos camaradas y amigos, por vuestra solidaridad, por vuestras cariñosas felicitaciones en mi ochenta aniversario. Y no os digo ¡adiós! sino ¡hasta pronto en Madrid".
 
Fuente: Federico Rubio Herrero (Cronologia mundial durante el tardofranquismo y la transicion 1973-1979). Pag.187 y 188.

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.