Los Senadores y Senadoras catalanas ante el 155

En pocas horas dará inicio la sesión número 24 del Pleno del Senado de la 12ª legislatura. El viernes 27 de octubre a las 10 horas comenzarán los trámites para aplicar el artículo 155 de la Constitución.

En pocas horas dará inicio la sesión número 24 del Pleno del Senado de la 12ª legislatura. El viernes 27 de octubre a las 10 horas comenzarán los trámites para aplicar el artículo 155 de la Constitución.

Lo que empezó con una crisis territorial se ha convertido en una crisis de Estado que también empieza a sacudir la estructura de la Unión Europea. El gobierno del Partido Popular está dando un cierre conservador y autoritario a un ciclo de cambio que arrancó el 15M.

El Senado está compuesto por un total de 266 senadores y senadoras. 24 de ellos son elegidos por el pueblo de Catalunya y el Parlament.

Los ciudadanos de cada provincia están representados por 4 senadores, que se eligen de forma nominal. Cada una de las 4 provincias catalanas (Barcelona, Tarragona, Lleida y Girona) elige de forma directa 4 senadores/as. Por su parte, el Parlament elige 8 senadores.

Si nos seguimos centrando en el caso de los y las senadoras catalanas observamos que de un total de 24 senadores/as 9 son mujeres y 15 hombres. Esta falta de paridad que se podría achacar a el modo de elección nominal, no se corrigió en el momento de elegir de modo indirecto los senadores que representan el Parlament en la cámara alta.

 

¿Pero quiénes son estos senadores y senadoras?

Barcelona:

Óscar Guardingo (1975) miembro de Podemos e integrante de la lista de En Comú Podem, fue el más votado con 581.555 votos.

 

Santi Vidal (1954) miembro independiente de la lista de Esquerra Republicana de Catalunya obtuvo 548.303 votos, debido a unas declaraciones controvertidas dimitió de su cargo, que fue ocupado por Robert Masih (1974) también representante de ERC y que había logrado 455.364 votos.

 

Maria Freixenet (1984) miembro de Iniciativa per Catalunya Verds e integrante de la lista de En Comú Podem, obtuvo 532.635 votos.

 

Joan Comorera (1972) miembro de Iniciativa per Catalunya Verds e integrante de la lista de En Comú Podem 482.558 votos.

 

Tarragona:

Miquel Aubà i Fleix (1963) miembro independiente de la lista de Esquerra Republicana de Catalunya, obtuvo 71.125 votos.

Celia Cánovas Essard (1966) miembro de Podemos e integrante de la lista de En Comú Podem, 65.085 votos.

Josep Rufà i Gràcia (1970) miembro de de Esquerra Republicana de Catalunya, 64.643 votos.

Laura Castel i Fort (1970) miembro independiente de la lista de Esquerra Republicana de Catalunya, 61.928 votos.

Lleida:

Miquel Àngel Estradé i Palau (1957) miembro de Esquerra Republicana de Catalunya, 48.373 votos.

Anna Azamar i Capdevila (1983) miembro de Esquerra Republicana de Catalunya, 44.230 votos.

Maria Teresa Rivero Segalàs (1967) miembro del Partit Demócrata de Catalunya, logrando 41.866 votos.

Xavier Castellana i Gamisans (1976) miembro de Esquerra Republicana de Catalunya, 40.910 votos.

Girona:

Jordi Martí Deulofeu (1977) miembro de Esquerra Republicana de Catalunya y alcalde de Sant Pere Pescador, 84.852 votos.

Joaquim Ayats Bartrina (1980) miembro de Esquerra Republicana de Catalunya, 76.808 votos.

Joan Bagué i Roura (1964) miembro del Partit Demócrata de Catalunya, 74.244 votos.

Elisenda Pérez Esteve (1983) miembro de Esquerra Republicana de Catalunya y concejal de Calonge, 71.973 votos.

Parlament:

Bernat Picornell (1989) elegido en representación de Esquerra Republicana de Catalunya.

Mirella Cortès i Gès (1958) elegida en representación de Esquerra Republicana de Catalunya.

Sara Vilà (1979) elegida en representación de Catalunya Sí que es Pot; en el Senado está en el mismo grupo que los miembros de En Comú Podem.

Elisabet Abad Giralt (1962) elegida en representación del Partit Demócrata de Catalunya.

Josep Lluís Cleries (1958) elegido en representación del Partit Demócrata de Catalunya.

Francisco Javier Alegre (1958) elegido en representación de Ciudadanos.

Xavier García Albiol (1967), regidor del ayuntamiento de Badalona, diputado en el Parlament de Catalunya, y elegido senador en representación del Partido Popular.

José Montilla (1955) ex-President de la Generalitat de Catalunya, elegido en representación del Partit dels Socialistes de Catalunya.

¿Qué defenderá cada senador/a?

Antes de que empiece la histórica sesión ya conocemos el sentido del voto de 23 de los 24 senadores/as. La gran incógnita será conocer qué votará el senador restante.

Salvo que se produzca una gran sorpresa sabemos que los 12 representantes de ERC, los 5 de ECP y los 4 del PDCat van a votar en contra de la aplicación del artículo 155; del mismo modo que sabemos que el senador del PP y el senador de C’s van a votar a favor de la aplicación del 155.

21 de los 24 senadores/as catalanes van a rechazar la aplicación del artículo 155, y dos van a votar favorablemente.

Pero ¿cuál va a ser el sentido del voto del senador del PSC y ex-Presdient de la Generalitat José Montilla? ¿El PSC va a romper con la disciplina de voto del PSOE? ¿El exPresident va a votar para suprimir la autonomía de Catalunya (aunque sea de manera transitoria)?

El voto de José Montilla se va a convertir en una imagen que servirá para mandar un mensaje. En una institución en la que el PP tiene una mayoría absoluta aplastante, lo que vote el senador Montilla, o hasta los 24 senadores catalanes es irrelevante.

Pero el voto del ex-President se va a mirar con lupa. Va a ser visto como una traición a un PSOE que se quiere proyectar como garante de la unidad de España y que está usando esta crisis para marcar distancias con Unidos Podemos y asentarse como un partido capaz de volver a gobernar el país; o se va a ver como el enésimo agravio contra Catalunya que se lanza desde Madrid. O todavía peor, si no participa de la votación le van a caer críticas de hasta debajo de las piedras.

Apuntes finales.

Se ha dicho que el Senado era cementerios para elefantes, una cámara de segunda lectura con un papel testimonial que se debiera reformar cuando no suprimir. Esta vez el Senado está centrando una atención que no ha merecido en toda esta etapa democrática, sostiene el foco mediático curiosamente para arrebatar la soberanía a otras instituciones.

El Senado va a poder escribir una frase en los libros de historia. Los y las senadoras van a poder participar del circo mediático político, pobres de aquellos/as que le pillen el gustillo. Después de la votación volverán a un tercer plano.

 
 

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Al enviar este formulario, usted acepta la política de privacidad de Mollom .